.

.

.

.

30 mayo 2008

GINECOLOGO Y SORPRESA !!!!


Esto se supone que es un caso real.

"Tenía consulta con el Ginecólogo para esta semana, pero quedaron en llamarme para confirmarme el día y la hora de la misma. Una mañana temprano recibo la llamada de la telefonista del consultorio, informándome que mi consulta estaba registrada para ese mismo día a las 9.30 a.m. Acababa de terminar el desayuno con mi marido y mis hijos y estaba lista para comenzar con la tarea del día, eran precisamente las 8.45 a.m. Entré en pánico, no tenía ni un minuto que perder.

Como todas las mujeres tenemos mucho cuidado y una particular atención en nuestra higiene íntima, principalmente cuando vamos al ginecólogo, pretendí asearme, pero esta vez ni siquiera me daba el tiempo para darme una ducha. Por lo que entré al baño, me quité el camisón y agarré una toallita limpia y doblada que estaba encima del borde de la bañera. La desdoblé, la mojé y la pasé con todo cuidado por mis partes "más íntimas" para así tener la seguridad de que quedaría lo más limpia posible.* Al terminar lancé la toallita en el canasto de ropa sucia, me vestí y volé para el consultorio.

Estaba en la sala de espera y casi inmediatamente me llamaron para hacerme el examen. Como ya conozco el procedimiento, me senté sin ayuda en el borde de la camilla e intenté, como siempre hago, imaginarme muy lejos de allí, en un lugar así como el Caribe o en cualquier otro lugar, por lo menos a 10.000 Km. de aquella camilla.

Me quedé muy sorprendida cuando el Médico me dijo:

- "¡Ah, caray, hoy hizo un esfuerzo extra para quedar más bonita!".

No recibí muy bien el cumplido, pero no respondí y sólo me limité a sonreír y decir: "¡Umjú"

Me fui a casa tranquila y el resto del día se desenvolvió normalmente: limpié la casa, cociné, tuve tiempo de leer una revista, etc. Después de la escuela, ya terminados los deberes, mi hija de 6 años estaba lista para ir a jugar cuando me gritó desde el baño:

- *"¡Mamá! ¿Dónde está mi toallita?

Le contesté:

-¡No sé, pero toma una limpia del armario.

Su respuesta me hizo desear desaparecer de la faz de la Tierra. El comentario del médico, martillaba en mi cabeza sin descanso ya que lo que mi hija me contestó fue:

- "*No Mamá, yo no quiero una toallita del armario, quiero aquella que estaba doblada en el borde de la bañera. Ahí tenía las escarchas de colores, mi brillo y mis estrellitas doradas para el proyecto de la escuela............!!!

39 comentarios:

  1. Buenos Dias Aguabella
    Ya habia leido este relato me lo enviaron por correo y si me causa mucha gracia jejejeje
    Beshitos.

    ResponderEliminar
  2. Menos mal que no lo lei antes de ir al ginecologo, me toco ayer revision, pues podia, como estoy ahora, no poder dejar de reir solo con verme en la camill.
    Dale un beso de felicidades a tu niña.
    Besos, y sigue alegrandonos

    ResponderEliminar
  3. WENDY5
    Desde luego las prisas no son buenas para nada y para ir al gine menos.
    me imagino la cara del medico...
    uffff

    besitos

    ResponderEliminar
  4. CANI
    jajaja te puedes morir ante la escena.
    todos los brillitos,estrellitas y purpurinas ...Ay...para morirse!!
    que anotaria el gine en el informe????

    besitos

    ResponderEliminar
  5. Caramba, veo que el ginecólogo se lo tomó bien...

    ResponderEliminar
  6. El relato me ha hecho pasar n ben rato. Gracias y saludos. Volveré a visitarte.

    ResponderEliminar
  7. Jajjajaja Agua...blla niña, hace tiempo leí algo parecido pero no me acordaba y menuda panzá a reir me has hecho tener. Menos mal que yo procuro mejor ducharme que pasarme alguna toallita (y después de lo leido)...
    Un besito LEZ

    ResponderEliminar
  8. jajajaja, muy bueno, ya me lo habian mandado por correo pero recordarlo de nuevo me ha hecho reir, gracias por hacerme por segunda vez reir.
    Un beso hasta el cielo.
    Loly, la mamá de Ainhoa.

    ResponderEliminar
  9. genial, muy bueno nunca lo habia leido, ¡¡pobre mujer que verguenza¡¡¡
    cuando puedas pasa por mi rinconcito tenes una tarea , sin compromiso
    besitos y buen fin de semana

    ResponderEliminar
  10. Muy bueno Aguabella,me he reido mucho.
    Besitos

    ResponderEliminar
  11. hayyyyyy que penaaaaaaaa
    jejejejeje como dicen del afan soloq queda el cansancio,me imagino que en la citologia le salio todo;menos lo esperado...super bueno
    besos y abrazos

    ResponderEliminar
  12. Mi querida Aguabella, ayer te envié un E-mail. Lo hice a través de la opción Responder de Gmail a partir de un comentario que me hiciste, interesándote por mi estado de salud. Espero que lo hayas recibido. Si no es así,puedes comunicármelo a mi E-mail mjesusvs@gmail.com, si lo deseas y te lo reenviaré de nuevo. Feliz fin de semana. Sé feliz.

    ResponderEliminar
  13. MARIA JESUS,
    dices que el ginecólogo se lo tomo bien... pero te imaginas su cara???
    cegado por los detellos....
    besitos

    ResponderEliminar
  14. ernesto51,

    Encantada de recibirte en este blog.y si ha sido de tu agrado y has sonreido me siento satisfecha.

    Aqui seguiremos y si te apetece volver seras muy bievenido.
    un saludo

    ResponderEliminar
  15. LEZNARI;
    Esque de lo pasarse una toallita...un poco asi, asi no??

    Menuda historia, sera de verdad cierta?

    He vuelto a enviarte un correo,no sé si lo has recibido.

    besitos guapa

    ResponderEliminar
  16. PEQUEÑA AINHOA,
    Yo no conocia esta historia, pero ya estoy preparadisima, tengo que ir al gine, desde luego nada de toallitas jajaja

    besitos

    ResponderEliminar
  17. SILVIA,
    Menudo corte!!!

    paso a verte en un ratito .
    un besito guapa.

    ResponderEliminar
  18. GATADEANGORA

    Nosotras nos reimos pero te imaginas esta pobre?
    y luego comentandoseló a su marido,
    ypo no volveria mas a ese ginecólogo seguro que no se olvidará de ella, jajaja pobrecilla.

    besitos

    ResponderEliminar
  19. ANGELICA

    jajaja en el tubito saldrían todos los brillos etc etc.
    no me lo quiero ni imaginar!!

    Besitos linda

    ResponderEliminar
  20. MARIA JESUS,
    No he recibido nada, pero tomo nota y en cuanto pueda te mando correo.
    Un besito

    ResponderEliminar
  21. Pues mira..... una alegría para la vista del gine, al menos salió de la monotonía, digo yo, más o menos..... todas las pelvis se parecen... ja,ja,ja,. unas más jóvenes, otras ya con atrofia, enfin!!!!! creería que estaba en el cabaret..... ja,ja,ja. Me ha venido bien reirme.

    Un beso madrebella y felicidades para tu niña.

    ResponderEliminar
  22. jajajajaj, por algo le dijo el doctor eso o no?
    jajajajaj, muy bueno.

    ResponderEliminar
  23. Si es que vivimos en un mundo con tantas prisas....:)

    No conocía la historia. Me reído mucho.
    Un beso.

    ResponderEliminar
  24. Agua, muy jocosa la historia!!.
    No sería de extrañar que me pasara, dado que soy bastante despistada.
    Te imaginás no??

    Un abrazote y buen domingo

    ResponderEliminar
  25. Agua Bella,que historia puede ser que suceda cuando la persona está apurada y no puede ver bien las cosas,que las estrellas iluminen a tu alma.Roxana Miriam González de la Ciudad de Rosario

    ResponderEliminar
  26. AIRBLUE
    El ginecólogo tendria que ir apartando cositas para entrar y hacer su trabajo jajaja
    menuda fiesta tenia la mujer.
    y para colmo la niña se quedó sin sus trabajos par el colegio!!!

    besitos guapa

    ResponderEliminar
  27. EL CACIQUE

    Claro, pensaria que se habia arreglado de esa forma para ir a verle.
    Menuda situación jajaja

    besos

    ResponderEliminar
  28. THOT
    que me vas a contar de las prisas,vamos ciegos a todos sitios.

    Pero esto ya es muy fuerte, mucho, mucho jajaja
    me pregunto si se lo contaría a su marido?

    besos

    ResponderEliminar
  29. SILVIA GARCIA

    No por Dios, que no te pase jajaja
    con esta mujer ya tenemos bastante, tenemos que aprender de su experiencia y nada de toallitas!!

    un besito

    ResponderEliminar
  30. FILOMENA LONETTI

    Ahora ya estamos avisadas de esto, tendremos que tener mucho cuidadito con lo qe utilizamos jajaja

    un besito

    ResponderEliminar
  31. JA JA JA, me parto de la risa. Muy bueno de verdad, aún sigo riendo mientras escribo estas palabras. Estos relatos te hacen tener momentos de humor que tanto necesitamos muchas veces.

    Un abrazo

    ResponderEliminar
  32. Es que hay que mirar con lo que se limpia una, jejejeje.
    Un beso

    ResponderEliminar
  33. @NGELITO

    Pobrecilla,como nos reimos a su costa.
    esto es lo que tiene tanta prisa jajaja
    un buen ratito de humor.
    besos

    ResponderEliminar
  34. CBALLERO ZP

    Ese es el problema que no miró,
    pues si que hay que mirar con lo que se limpia uno/a jajaja
    besitos

    ResponderEliminar
  35. El relato me pareció muy gracioso, pero si me hubiera pasado a mí ya estaría buscando un nuevo ginecólogo.

    Besitos, querida amiga!!

    ResponderEliminar
  36. Muy gracioso! Me imagino la cara que puso el ginecologo :)

    Un beso bonita!

    ResponderEliminar
  37. Jajaja. Me he reido de buena gana con la situación.

    Muy bueno el post.


    Besitos Aguabella.

    ResponderEliminar
  38. Qué anécdota!! Me dio gracia y sentí a la vez la verguenza de la mujer. Todavia hoy me da pudor ir al ginecólogo.

    ResponderEliminar
  39. Ayer se me quedó este relato pendiente para ponerme al día con tu blog. Je, je, je.
    Me ha hecho un montón de gracia y has conseguido que me riera un montón. Ja, ja, ja.
    Vaya cosas que pasan.
    ¡Pobrecilla!
    Un beso fuerte y habrá que tener cuidado cuando se vaya al médico.

    ResponderEliminar

mis amaneceres

Los Angeles nos hablan solo hay que escuchar

Angeles
pincha en la palabra ángeles y llegaras hasta sus mensajes